Antología de bodrios (VI): Imposibilidad del cero

Atención a lo que me he encontrado esta mañana en el Cercanías:

que.jpg

Con más detalle, esta es la portada y esta la información del interior. Como el Que! no es precisamente el New York Times, he buscado la noticia en otros periódicos… ¡y es cierta!:

A partir del próximo año, será imposible que un alumno saque un cero en alguna asignatura. El Ministerio de Educación y Ciencia (MEC) lo ha eliminado de las notas en la enseñanza obligatoria porque la evaluación es “continua y sumatoria”.

(…) “La evaluación continua mide el progreso del alumno desde su entrada hasta el final de curso y no se trata de exámenes concretos”, explicó el subdirector general de Ordenación Académica del MEC, Juan López. Así, recalcó que la evaluación “de progreso” va más allá del examen escrito, en el que sí que se podrá poner cero como nota, analizando también la asistencia, los deberes o su evaluación.

Por tanto, poner un cero a un estudiante sólo es explicable por la “ausencia total del estudiante”, algo que no es posible en la enseñanza obligatoria porque con un número máximo de faltas a clase el niño pierde la escolaridad.

“El cero sólo tiene sentido en la enseñanza postobligatoria”, afirmó este representante ministerial, criticando el modelo fijado por el Gobierno anterior en el que la evaluación era “muy pobre” por estar “asociada a puros exámenes escritos”.

“Nosotros entendemos la evaluación de un modo más rico y confiamos en los profesores”, agregó López, puesto que se entiende que los docentes van a hacer que sus alumnos progresen en algún sentido y no se queden como empezaron el curso. Este modelo se aplicará tanto en Educación Secundaria Obligatoria (ESO), como en Primaria.

Y yo que creía que el cero fue uno de los grandes progresos de la historia de la humanidad… (la idea que, según G. Ifrah, “abrió la puerta al desarrollo de todas las ciencias”) Pero no: el cero era cosa del PP. Y observen la lógica: con un gobierno progresista se hacen evaluaciones de progreso, y no es posible que los alumnos no progresen.

(Más bodrios, aquí…)

Esta entrada fue publicada en Educación, Sociedad. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Antología de bodrios (VI): Imposibilidad del cero

  1. Pablo Rodríguez dijo:

    ¿Y qué mejor manera de impedir que no progresen?, ¡bravo!

    Cada vez que escucho algo como esto me acuerdo de aquello que me enseñaron en el colegio, de que los políticos son personas muy inteligentes y capacitadas.

  2. César B. dijo:

    Sinceramente crees que eliminar el 0 va a producir una debacle pedagógica ?

    Francamente, creo que el argumento del supuesto bodrio es bastante más límpido que tus nostálgicos comentarios e irrelevantes citas.

  3. Isenez dijo:

    Pues, la verdad, yo sí creo que tal eliminación llevará una debacle pedagógica, César B.

    A un alumno hay que decirle las cosas claras. Si no merece ni una décima, que lo sepa. Y punto.

    Ya estamos con el típico recurso de mencionar esa supuesta nostalgia por tiempos anteriores para deslegitimar un argumento razonable.

    Y lo de las “irrelevantes citas”, sin comentarios.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s