Hombrecillos, ratas, y movimientos sacádicos: así se hizo

Pido perdón por este ataque de narcisismo. Iba a explicar a Topo Universitario (en un comentario del post anterior) qué me ha llevado a leer sobre los movimiéntos sacádicos pero cuando me puse vi que casi me remonto al Génesis, así que he convertido la explicación en un nuevo post: este.

Vamos con el Génesis. Resulta que llevo trece años yendo a trabajar en el transporte público. Cada día me paso más de dos horas sentado en el cercanías, y me da tiempo a leer bastante. Llevo un cuaderno y a veces apunto las ideas que me sugieren las lecturas. Ahora estoy copiando a ratos perdidos esos “Cuadernos del cercanías” en un blog privado.

Hace unos días me encontré con una anotación (del año 2001) que se refería a la “manipulación temprana” de las ratas. Me había parecido muy curiosa la historia en su día, y pensé que podía contarla aquí, de modo que repasé el libro de Bateson y Martin donde la había leído, y empecé a escribir El caso de las ratas manipuladas.

Pero en esa anotación del cuaderno también me refería a algo que había leído en la “Introducción a la psicología” de G.A. Miller: la idea de que, aunque un árbol tuviera una vista igual a la humana, sería incapaz de construir una visión del mundo ni remotamente similar a la nuestra, debido a que no puede moverse. Así que desempolvé el libro para buscar lo del árbol y me llamó la atención esto:

De hecho, si los ojos del árbol fueran exactamente como los nuestros, no vería nada más que movimientos: cuando una imagen visual se estabiliza por completo en la retina de nuestros ojos, de forma que continúa estimulando las mismas células receptoras visuales, la imagen desaparece por completo en 20 o 30 segundos.

A partir de esto me puse a releer, antes de acabar la historia de las ratas, los capítulos sobre percepción de este libro y empecé a escribir. Quería contar cómo la imagen “realista ingenua” que tenemos de la percepción no se sostiene. De ahí salió El hombrecillo que mira la retina, pero se me quedó en el tintero contar lo que más me había llamado la atención: la Invisibilidad de lo inmóvil. Lo fui escribiendo (mientras por fin acababa lo de las ratas y lo publicaba) y buscando entender mejor los movimientos sacádicos di con el artículo donde venían las dos maravillosas ilusiones ópticas del post anterior…

Así es más o menos como acabé leyendo ese artículo de Nature Reviews. Pero tras los posts sobre el hombrecillo, las ratas y los movimientos del ojo, lo que hay es una idea, la persecución de una intuición.

Lo que en realidad más me atraía de la historia de las ratas es lo que comenté en la Segunda moraleja: que lo realmente importante puede que nos pase desapercibido porque, al permanecer fijo, no nos damos cuenta de sus efectos (escribí en el cuaderno del cercanías: el 99% es común, pero no lo vemos). Y el apunte a “los ojos del árbol” me interesó mucho porque descubría algo similar a un nivel más básico, en la propia percepción: la idea del “99% común” es, para el ojo, la idea de la “invisibilidad de lo inmóvil”.

Claro que visto desde otro ángulo, más materialista, podría decir que lo que me ha llevado a estudiar todo esto es la tacañería: compré el libro de Bateson & Martin porque sólo costaba 50 peniques en una librería de viejo en Charing Cross Road, y el de G.A. Miller porque estaba nuevecito por 500 pesetas en una feria del libro de ocasión…

Esta entrada fue publicada en filosofía, Ideas & Thoughts, psicología. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Hombrecillos, ratas, y movimientos sacádicos: así se hizo

  1. Mina dijo:

    Buscando imágenes de abalorios me encontré con éste, el blog más interesante que he visto en mucho tiempo…
    ¡Gracias por compartir!

  2. pseudopodo dijo:

    Bueno, si te ha gustado a pesar de no tener ni una foto de un abalorio, algo bueno tendrá… Gracias a tí por tu interés 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s