Sexo y ecuaciones

Andaba yo, como tantas veces, contemplando las estadísticas del blog, un poco decaídas estos últimos días. Vacilaba entre atribuir el decaimiento a razones externas (el puente del Pilar) o internas (¡a lo mejor no ando inspirado últimamente!) cuando se me encendió una lucecita.

Recordé una ley del mundo editorial que dice que cada vez que el texto de un libro es interrumpido por una ecuación, el número de lectores se divide por dos. De acuerdo con esto, ¡el último post habría espantado al 97% de los lectores!

Obsérvese que esta regla formula una progresión geométrica, pero decreciente (de razón ½), y comprenderán mi preocupación: un post más en esa línea y me quedo sin más compañía que el LaTeX de WordPress…

De todos modos, a mí me gustan las ecuaciones y no querría prescindir de ellas. Dando vueltas al asunto, pensé que, para compensar, podría poner unos cuantos posts con la palabra “Sexo” en el título: otra ley editorial dice que cada vez que se hace eso, se multiplica el número de lectores por dos. Pero no sé si esos son los lectores que me apetece tener.

Así que finalmente, se me ha ocurrido un compromiso: seguir poniendo ecuaciones de vez en cuando pero, para no herir susceptibilidades, avisar con este cartelito que he fabricado al efecto:

parentma.jpg

¿Les parece buena idea?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Blogs, Ideas & Thoughts, Visualización. Guarda el enlace permanente.

21 respuestas a Sexo y ecuaciones

  1. Javier dijo:

    ¿De dónde has sacado el cartelillo? ¿Es copyright-free? Lo quiero copiar para mi web en la universidad….

  2. eclectico dijo:

    Me parece una idea estupenda.

    a ver si alguno va a acceder a contenidos para los que no está preparado…

    salu2

  3. pseudopodo dijo:

    Ecléctico, ya sospechaba yo que iba haciendo falta algo así 🙂

    Javier, el cartelito lo he hecho yo modificando el típico de “Explicit Lyrics” usando el (pre)histórico paintshop pro versión 3.0…. así que es copyright-free para todos los que me lo pidáis

    Pero si lo usas, te agradecería que (a) me pases el enlace a la web en la que aparezca; puedes ponermelo aquí o en un correo a pseudopodo at gmail dot com y (b) si no te viene mal, pongas en la página un enlace a este post

    Un saludo…

  4. panta dijo:

    Muy bueno, pero vas a tener que ir fabricando uno parecido para cuando pongas las etiquetas de Ciencia, Filosofía … te va a quedar una web de cartelería! 😉
    Por cierto, lo suyo sería encontrar un tema para el título con una razón R, tal que el producto por la r, debida a la aparición explícita de las ecuaciones, sea – poner aquí el parental advisory – R*r>1 .
    Saludos.

  5. loiayirga dijo:

    pseudópo, si quieres que la gente te lea has de olvidar esa preocupación. Precisamente para que la gente te lea.

    La gente valora más a aquellas personas que no hacen lo que hacen pensando en lo que van a decir los demás. De manera que para que piensen bien de ti has de desterrar el cuidado de tu imagen.
    ¡Precisamente para tener buena imagen!

    No sé si es una paradoja lógica, prágmática o semántica. Pero algo así debe ser.

    Uno escribe pensando que lo van a leer. Eso es innegable. Y supongo que cualquiera terminaría por abandodar la confección de un blog si pensara que ya no lo lee nadie. Escribimos para otros. Sin embargo, la preocupación debe ser decir algo. Se debe cuidar lo que se dice y ese debe ser el objetivo: QUÉ DECIR.
    El modo como los demás se interesan por lo que uno dice debe ser algo muy secundario y el hecho de que pase a primer plano es signo de decadencia.

    Esto es lo que yo pienso en teoría. No quiere decir que sea fácil de hacer, ni que yo lo haga.

  6. loiayirga dijo:

    En relación con el número de lectores leí algo que me parece que lleva toda la razón. Aunque yo no lo sigo en absoluto: al contrario.

    Es bueno para un blog ser “especializado”. Hace falta tener mucho gancho para mantener a lectores a los que un día hablas de “la vida de los faraones”, otro día les recitas una poesía y otro les hablas de Zapatero.

    Haciendo eso que yo hago (aunque no esos temas) sólo puedes mantener como lectores a los amigos. O a alguien a quien “enamores” de algún modo. Pero es dificil.

    Lo lógico es que la gente mire un blog buscando algo concreto: ciencia, tecnología, religión, sexo, sentimientos, poesía, literatura, política, cine.

    Sólo si conoces a la persona estás dispuesto a que te hable cada día de una cosa. PORQUE VAS A ESCUCHARLO A ÉL. Pero que alguien se enganche a un blog variopinto sin conocerte es dificil que suceda ¿no?

    Yo creo que el tuyo es bastante “especializado”, dentro de que toca temas muy diversos. Todos entran dentro de lo que podríamos llamar “filosófico-científicos”. Tengo idea que tienes formación de físico y sin embargo sabes bastante (o mucha) filosofía. Podíamos llamarlo el blog de alguien a quien le gustaría “comprender el mundo”. CReo que el blog está muy centrado en torno a tus lecturas. Y en ese sentido me interesa. Si uno no lee, al menos que te cuenten otros lo que leen. Me impresionó la lista de tus lecturas. Me gustaría haber leido aunque sólo fuera la mitad.
    TAmbién tiene un caracter que me agrada, una intención pedagógica. -En ese sentido el post sobre los 10 mejores libros de ciencia también me impresionó. De algún modo todos necesitamos maestros y tú te eriges en tal. De algún modo y sin engreimiento pero creo que así sucede.

  7. loiayirga dijo:

    En todo caso, te diré una cosa que ya habrás experimentado. A quién más interesa lo que uno dice siempre es a uno mismo. Al menos esa es la impresión que yo tengo. (Claro, que yo soy muy egocéntrico)

    Es muy frecuente verlo en las conversaciones. Uno cree que lo está contando es muy interesante y que todos deberían escucharlo. Y resulta que los demás están esperando a que termines para contar su historia “que es la verdaderamente interesante”.

    Por cierto, hablando de estadísticas, creo que el primer “post” tuyo que leí fue en el que contabas que te habían nombrado en “microsiervos” y que estabas muy contento.

    En relación con las fórmulas matemáticas lo que yo creo es que conviene dar una de cal y otra de arena. Lo que no puedes es escribir un montón de “entradas” seguidas con fórmulas matemáticas (a no ser que tengas un público y un blog exclusivo sobre ese tema). Creo que en ese sentido lo haces así ¿no?. Un día una lectura, otro día una anécdota con ensañanza científica, otro día preocupación religiosa o filosófica. Un cierta variedad dentro de un cierto campo. La verdad es que el post sobre los idiomas me descolocó un poco. ¿Pero es que este tío sabe de todo?

  8. loiayirga dijo:

    En fin… no dirás que tu público no se ocupa de tí. Te he dedicado un buen rato. ¿O es que en lugar de hablar de tu blog lo que realmente me importaba ERA HABLAR YO?

  9. loiayirga dijo:

    He estado mirando por ahí y es interesante las distintas clasificaciones de los blogs que aparecen

  10. JuanPablo dijo:

    ¡por primera vez me siento defraudado en este blog!

    (y eso debería ser todo un elogio, que en cualquier parte a uno le ocurre al menos un par de veces a la semana, pero no puedo quedarme callado y dejarlo pasar)

    ¡leí el post, y hasta los comments pensando que en algún momento iba a ver una raíz cuadrada desnuda, o un seno con un buen par de thetas, y nada!

  11. pseudopodo dijo:

    Pues, sí, Loiayirga, lo que dices es una paradoja pragmática. En el fondo es como lo de “convertirse en natural” de Stendhal….

    En realidad no me preocupa tanto el número de lectores, aunque ya lo haya mencionado varias veces. “No me preocupa” en el sentido de que no es mi principal objetivo tener más lectores: no aspiro a ser Nacho Escolar o Enrique Dans. Pero sí me hace ilusión ver que me lee más gente, aunque reconozco que es un vicio pueril esto de mirar todos los días las estadísticas (y precisamente por eso lo he mencionado en un par de ocasiones, tomándome un poco a broma).

    Pero esto de tener público, más allá de hacer bromas con las estadísticas, tiene otros efectos, y bastante poderosos.

    El primer efecto es la propia existencia del blog. Empecé escribiendo sólo para mí, y esto era poco más que una libreta virtual (descubrí que era muy cómodo para apuntar cosas en casa y encontrarlas en el trabajo, por ejemplo). Luego pegué cosas que me interesaban, como un álbum de recortes virtual. Entre otras cosas, enlaces a otros blogs. Y con esto resultó que algunos de los blogueros enlazados me leyeron y dejaron algún comentario. Sólo entonces esto se convirtió realmente en un blog: al darme cuenta de que me leían, me sentí en la obligación de poner algo de orden y empecé a escribir con más cuidado. Todo lo demás ha ido rodando solo.

    Hay otros efectos algo más inquietantes: Ahora, cuando se me ocurre alguna idea o me entero de algo interesante pienso, como un reflejo, en el post que podría escribir. Cuando llevo varios días sin “postear” empiezo a estar algo intranquilo. No soy tan espontáneo como antes: procuro no saturar con varias entradas del mismo tema (veo que te has dado cuenta) y dosificarlo aunque ya lo tenga escrito; también me contengo antes de poner cosas que no vayan con la “línea” del blog… así que sin proponérmelo ¡resulta que tengo una “línea”! (antes, la línea era “lo que me interesaba”, sin más)…

    Sobre el egocentrismo: creo que todos los que escribimos en un blog tenemos una buena dosis (en Microsiervos leí un chiste: ¿cómo se suicida un bloguero? Dejándose caer desde su ego –pero no se mata al llegar al suelo, tarda tanto en caer que muere antes de asfixia en el aire-) Pero a este respecto yo tengo una ventaja: no le he dicho a mis amigos que tengo un blog (y a este paso quizá no se lo diga nunca, porque es una cura de humildad). Así que me muerdo la lengua algunas veces, y en ocasiones me siento como Clark Kent 🙂

    De todos modos, creo que lo mejor de tener un blog es que aprendes: porque te obligas a escribir bien y a profundizar en las cosas y porque los comentarios a veces te enseñan mucho. En definitiva, como dices (y es uno de los mayores elogios que me puedes hacer), es el blog de alguien a quien le gustaría comprender el mundo. Creo que mientras no pierda de vista ese objetivo, no caeré del todo en las trampas de “actuar para el público”.

    (Por cierto: se me están ocurriendo un par de posts sobre esto… 😉 )

  12. loiayirga dijo:

    Me quedo con el chiste. Muy bueno. Lo pondré por ahí en el comentario a algún blog
    🙂

  13. roke dijo:

    Un blog es como dar clase, antes de darla primero tienes que profundizar y ordenar las ideas, y segundo tienes que encontrar la mejor forma de expresarlas. Es muy enriquecedor.
    Lo del sexo como tema, pues sí, la entrada que más me han visitado desgraciadamente tiene ciertas connotaciones sexuales. C´est la vie.

  14. Andrés dijo:

    Me pareció muy buena idea. Ingeniosa y sarcástica al mismo tiempo, algo díficil de encontrar.

  15. pseudopodo dijo:

    No se me había ocurrido la comparación, Roke, pero es verdad. A lo mejor por eso hay tanto docente en esto del bloguerío (o al menos esa impresión me da a mí). Por cierto, buena idea la de tu blog docente…

  16. roke dijo:

    Va a ser que sí, que todo luminoso docente esconde un oscuro blogger en su interior. Invitadísmo quedas a participar en cualquiera de los dos , el docente o el representativo…Me falta uno investigador y otro realmente personal …ahí sí que lo hacía con nickname…ejem

  17. Pingback: Blogaritmo natural » Irracional

  18. loiayirga dijo:

    Más arriba escribí,

    “El modo como los demás se interesan por lo que uno dice debe ser algo muy secundario y el hecho de que pase a primer plano es signo de decadencia.”

    Hoy he visto confirmado este comentario de hace tiempo. Y lo de confirmado es una ironía. Resulta que el fundador de Technorati, el mayor buscador de blogs, comenzó su magna empresa buscando las reacciones que suscitaba su blog en otros blogs. Acerté de plano: Un signo de decadencia. 😉

  19. pseudopodo dijo:

    …es que estos americanos, lo que tienen es que de sus vicios hacen dinero. Nosotros nos limitamos a perder el tiempo.

  20. loiayirga dijo:

    Voy a la página de ABCD donde están los artículos de Andrés Ibañez y escojo un artículo pasado para leer. “Sexo en días de lluvia”. La gracia que tiene es que trata de la importancia de los títulos y comenta un montón. Cuando lo estoy terminando me pregunto por qué he escogido este artículo. ¡Pero bueno! ¡Si el contenido no tiene nada que ver con el título! En seguida caigo y me doy cuenta de la relación: el título tiene que ser un buen gancho para el lector.

    Me parecía que esta entrada era el mejor sitio de tu blog para dejar este comentario. 🙂

  21. .Marfil. dijo:

    Oh mis ojos! el texto de “explicit maths” esta completamente sin antialiasing!

    Aquí he subido la misma imagen de ‘parental advisory’ pero con ese detalle corregido:

    Las ecuaciones no riñen con el diseño tipográfico, como demuestra LaTeX. 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s